Mitos y leyendas del rock

Desde sus inicios, a mediados del siglo XX, el rock ha estado rodeado de misterios, mitos y leyendas. El blues empezó a evolucionar y se fue gestando un nuevo género que cambiaría para siempre la manera en que la gente entendería y viviría la música.

Este nuevo género, conocido genéricamente como rock, llegó a diferenciarse en gran medida de su predecesor, el blues. Muchos no estaban preparados y comenzaron a relacionarlo con música del diablo. La forma de vestir, la actitud y la forma de vida de algunas de las primeras rock stars no hacían más que alimentar esas creencias. Los excesos, las muertes prematuras de algunos de ellos y, probablemente, estrategias de marketing de la potente industria musical, forjaron muchos mitos y leyendas urbanas alrededor del rock.

En el programa de radio Milenio 3 del pasado 15 de febrero hacen un repaso de toda estas leyendas urbanas, misterios y conspiraciones que se esconden tras algunas grandes figuras del rock. En este enlace puedes escuchar y descargar el audio del programa completo.

Hablan de la sorprendente historia de Robert Johnson, un chico del delta del Mississippi que, de la noche a la mañana, pasa de tocar la guitarra de forma muy mediocre a convertirse en uno de los mejores bluesman. Este sorprendente cambio y su prematura muerte a los 27 años en extrañas circunstancias, fomentaron el mito de que había entregado su alma al diablo en un cruce de caminos a cambio de ser un gran guitarristas. No obstante, algunos autores atribuyen esta leyenda a Tommy Johnson.

Repasan las ya conocidas leyendas sobre las muertes de Elvis Presley y Jim Morrison, de los que se dice que fingieron sus muertes y todavía siguen vivos. Y el caso contrario, el de Paul McCartney, del que dicen que realmente murió en un accidente de tráfico en 1966. La discográfica no podía permitir que se interrumpiera la brillante carrera del grupo de Liverpool y buscaron rápidamente un doble para sustituirle.

Un mito menos conocido es el de la leyenda negra que persigue a la canción “Gloomy Sunday” que, según las crónicas de la época, provocó una auténtica ola de suicidios en Hungría.

También hacen un recorrido por el famoso club de los 27, esa lista de estrellas del rock que murieron prematuramente a la edad de 27 años: Robert Johnson, Jim Morrison, Janis Joplin, Jimi Hendrix, Amy Winehouse,...

La trágica historia de Sid Vicious, bajista y vocalista de los Sex Pistols, tampoco es demasiado conocida. La mañana del 12 de octubre de 1978 el bajista se despertó en la cama empapada en sangre en la habitación número 100 del neoyorkino Hotel Chelsea. Vicious siguió el rastro de sangre que atravesaba la habitación y que llegaba hasta el cuarto de baño. Nancy Spungen, su novia, se encontraba tirada en el suelo del servicio con un cuchillo clavado en su abdomen. Sid era el principal sospechoso pero fue puesto en libertad bajo fianza debido a que no había pruebas contundentes. Dos camellos habían visitado la habitación en dos momentos esa fatídica esa noche.

Sid estaba completamente destrozado por la muerte de su novia y se sumió en una profunda depresión. La inmensa tristeza y su visión extrema de la vida, de vive rápido y deja un bonito cadáver, le llevó a suicidarse con una sobredosis de heroína. Se dice que su propia madre, que también era drogadicta, fue quien le proporcionó la dosis, porque prefería ver a su hijo muerto a verlo tan destrozado. Su cadáver fue incinerado.

Hasta aquí, una historia de excesos con un trágico final de una estrella del punk. Pero Vicious había dejado una nota de suicidio en la que expresaba su deseo de ser enterrado junto a su amada. Y aquí es donde empieza la leyenda. Se dice que la madre del músico cumplió, en la medida de lo posible, el último deseo de su hijo y esparció sus cenizas sobre la tumba de Nancy. Pero circula la leyenda que cuenta que su madre, cuando se dirigía al cementerio, estaba tan borracha que se le cayó la urna que contenía las cenizas de su hijo en la terminal 1 del aeropuerto Heathrow de Londres. Las cenizas quedaron esparcidas por toda la terminal y se dice que el fantasma de Sid Vicious se encuentra vagando entre los conductos del aire acondicionado del aeropuerto.

Algo muy curioso y, muy poco conocido, es la relación entre Pink Floyd y la película El Mago de Oz de 1939. Si se escucha el álbum "The Dard Side of the Moon" y se visualiza a la vez la película sin audio, se producen unas sincronizaciones que dan la impresión de que el álbum fue compuesto teniendo en cuenta la película. A este efecto, incluso, se le ha puesto nombre: "The Dark Side of the Rainbow". De hecho, en Youtube se puede encontrar el montaje ya hecho, de manera que se puede visualizar la película con el audio del álbum y observar el efecto.

Intencionado o no, algunas de las coincidencias y sincronizaciones son asombrosas. Hay una lista de más de cien. Algunas de las más curiosas son éstas:

  • Dorothy parece estar mirando al cielo mientras canta "Somewhere over the rainbow" y en el álbum se escuchan sonidos de helicópteros.
  • El comienzo de "Time" (las campanadas) se da exactamente cuando Miss Gulch (la bruja) aparece pedaleando con su bicicleta.
  • El comienzo de "The Great Gig in the Sky" empieza junto con la escena del huracán. "The Great Gig in the Sky" quiere decir en castellano "El Gran Baile en el Cielo". Mientras suena este tema, la casa "bailaba" en el cielo atrapada por el huracán.
  • El Hombre de hojalata no poseía corazón. Sin embargo, al final de "Eclipse" se oyen latidos de corazón, mientras Dorothy y el Espantapájaros se acercan al pecho del Hombre de hojalata donde se suponía que debería de estar su corazón. La interpretación es que el Hombre de hojalata está tratando de comunicarse con ellos.



¿Qué hay de realidad y qué hay de ficción en estas leyendas? Probablemente tengan más de ficción que de realidad. Leyendas forjadas a raíz de muertes prematuras y, en ocasiones, en extrañas circunstancias de grandes ídolos, a raíz de búsqueda mensajes ocultos en portadas de discos, discos escuchados al revés, de sorprendentes coincidencias,... Leyendas alimentadas por millones de fans y, probablemente, respaldadas por la millonaria industria musical. En cualquier caso, se trata de mitos y leyendas que ya pertenecen a la propia historia del rock.
David S/

¿Te ha gustado este artículo? Por favor, ¡¡compártelo en tus redes sociales para que otros músicos lo puedan disfrutar!! :D
Reacciones:

No hay comentarios :

Publicar un comentario